Iniciación Africana

Esta es una página introductoria. Si quieres ir a los relatos específicos de nuestro viaje, a tu derecha encontrarás un selector de categorías denominado “Elige el viaje y/o relato que te interese”. 

Desde hace mucho, en verdad no sé exactamente desde hace cuantos años quería visitar Africa.  Esta primera visita planificada, sólo para recorrer una parte de Sudáfrica, la catalogaría como “civilizada”, aún cuando en detalle desconozco lo que nos espera.  Si bien Tanzania, Kenia y Zambia eran los destinos que en realidad más me interesaban, era prudente iniciar las experiencias africanas en Sudáfrica. Los otros destinos quedarán para un próximo viaje. 

capetownEn la práctica nos moveremos entre Ciudad del Cabo y Puerto Elisabeth, por tierra en auto arrendado… Ah….y ello manejando a la inversa, ya veremos cómo resulta aquello… En unos  pocos días más ya lo sabré… Ex profeso evité el Parque Kruger en el noreste de Sudáfrica, ello, por distancia desde donde nos moveríamos y por el alto número de turistas que lo visitan en el mes de febrero. 

Los primeros 4 a 5 días los pasaremos conociendo Ciudad del Cabo y alrededores, con el objetivo de confirmar que es una de las ciudades más lindas, con historia, entretenidas y cosmopolita de la tierra. Obviamente tendremos que disfrutar sus dos emblemas naturales imperdibles, es decir, la zona donde se juntan los océanos Atlántico e Indico, y por otro, una de las nuevas 7 maravillas del planeta, conocida como Table Mountain (montaña de la Mesa). Pero eso por supuesto no será todo…

Posteriormente emprenderemos viaje rumbo al segundo asentamiento europeo más antiguo de Sudáfrica, Stellenbosch, así como a Wine Lands a degustar los buenos vinos sudafricanos. Sorpresas no muy salvajes, sino más bien de paisajes y lo culinario, lo que nos espera a continuación en Montage, zona semi-desértica de Kagoo, avanzando en parte por la allá famosa Ruta 62.

62De ahí nos esperan 4 días de Safari, en distintas modalidades e intensidades. Aquí nos llegará la hora de un poco de adrenalina….

Para recuperarnos de esta parte más salvaje, nos esperan dos días en Knysna, un pintoresco pueblito de pescadores. El plan prosigue con visitas al parque nacional Tsitsikamma, Puerto Elisabeth y de ahí de vuelta a Chile.

Ya ven…., nada extremo para esta primera vez en Africa. Sin embargo estoy seguro, que habrá más de alguna anécdota, chascarros, emociones, impresiones, sorpresas…
¡Se los haré saber!