Rapa Nui – Cavernas de los Plátanos, Ahu Akivi y Cantera de Puna

Temprano Christi partió junto a otras personas de nuestro grupo a la misa de 9 AM aquí cerca del hotel.  El guía nos recogería ahí a las 10 AM. Se trata de una misa católica, pero realizada en idioma Rapa Nui y con elementos autóctonos incorporados en la ceremonia.

hanga_roa_iglesia_catolicaNuevamente tendríamos una excursión de mediodía, que a su vez era la última de la serie. Ana Te Pahu es la caverna mas larga de la isla. Las erupciones volcánicas que dieron origen la la Isla de Pascua hace millones de años atrás, crearon canales de lava que recorren gran parte del subsuelo. Las últimas exploraciones llevadas a cabo por espeleólogos, han descubierto que esta formada por varias cámaras subterráneas interconectarlas cuyo recorrido total supera lo 7 km de longitud. Pudimos recorrer parte de la caverna y también presenciar la formación de gigantescos panales de abejas en algunos sectores con salida a la superficie de esta caverna.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Proseguimos a Ahu Akivi. A diferencia de la gran mayoría de los Moai, Akivi esta ubicado tierra adentro. Son siete Moai que componen este Ahu y tienen la particularidad de ser los únicos que miran hacia el mar. Según cuenta la leyenda, esta obra fue realizada para recordarle a todo el pueblo Rapa Nui el origen de su tierra de estirpe Hiva o Marae Rena.

Nuestra grupo, a esas alturas ya estaba mucho más suelto en nuestra interacción, así como con Fernando, nuestro guía, quien por suerte nunca se atuvo a las explicaciones enciclopédicas, sino siempre incluyo en sus relatos lo que le había contado su abuelo y también de su propia salsa y opinión.

Finalmente llegamos a Puna Pau, pequeño cono volcánico en cuyo cráter existe una cantera donde se extraía la ceniza volcánica, también llamada escoria roja, la que se caracteriza por ser blanda y fácil de tallar. Esta era la fábrica de moños que aún se pueden apreciar en muchos Moai.

Ya tarde, almorzamos junto a Margarita y su hija Camila en el buen restobar, nada espectacular, llamado Pea. En la conversación descubrimos muchas personas conocidas en común, además de que Camila y Christi poseían la afición por la fotografía. El otro hijo de Margarita, Sebastián, no nos acompañó ya que es vegano y traía su propia comida. Ambos hijos ya son profesionales. Tras el buen almuerzo, otra buena siesta y finalmente quedamos con ellos, de ir juntos a la puesta de sol en el Tahai. Esta vez, la naturaleza nos regaló una puesta de sol maravillosa. Terminamos comiendo unas empanadas en el mismo lugar del Tahai,  mejores que las de Tía Berta, además de unos 15 Pisco Sour. Tras la medianoche, llegó inevitablemente el canturreo de cumpleaños feliz para Margarita, ya que cumple años el último día del año. mientras caminábamos por un sendero que claramente no nos llevaba a nuestro destino. Llegamos cerca de la 1 AM a meternos al sobre y dormir hasta cerca 10 AM.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s